Bienvenidos

Bienvenidos

domingo, 10 de abril de 2016

Desnudo hasta los huesos

¿Por qué había de extrañarme
                                               que dijeras adiós otra vez?
Si es tu forma de existir.
Eres porque me esquivas y yo soy porque existes.
No hay otro sentido.
Yo sólo soy un fantasma
condenado al olvido.
Una grabación inevitable de un eco,
mi propio eco repetido.

¿Por qué debería empeñarme
                                              en tu doméstica ausencia?
Es mi forma de existir.
Soy porque me esquivas y tú eres porque sonríes,
aunque no tenga sentido.
Adicto a las traiciones,
que son como algo mío,
a las costumbres vacías de casa,
al goteo absurdo del grifo.

¿Por qué había de avergonzarme
                                                    volver a revelarme así?
Si es mi forma de existir.
Eres porque no estás y yo soy porque me tuviste,
no le busques más sentido,
sin nada nuevo que mostrarte,
sin nada que mostrarte bueno.
Desnudo delante de ti,
desnudo todo hasta los huesos.

No hay comentarios: